Questions? Feedback? powered by Olark live chat software

martes, 3 de enero de 2012

Alcalde Labbé mandó a hablar "con el Diablo si quieren", a los estudiantes a quienes niega matrícula


El caso de Providencia se repite en Ñuñoa y en menor medida en Santiago; en todo Chile hay cerca de 3 mil jóvenes sin matricula por participar de las movilizaciones.
El alcalde de Providencia, Cristián Labbé, salió al paso de las primeras protestas de escolares repitentes a quienes se les comunicó la cancelación de sus matrículas por haber participado en las tomas de sus establecimientos, hasta ahora, en el liceo de niñas Carmela Carvajal de Prat y en el Liceo José Victorino Lastarria.

"Lo que ha ocurrido es que esas personas no van a poder repetir en los colegios en que estaban y esto afecta a 5 señoritas del liceo Carmela Carvajal y a 5 alumnos del liceo Lastarria", dijo el edil luego de una protesta de alumnas y apoderados en el primero de estos recintos ubicado en avenida Italia.

Labbé, poco antes en declaraciones radio Agricultura, ante la amenaza de las afectadas de llevar sus casos a los tribunales, respondió: "Pueden hablar con el diablo si quieren, pero nosotros respetamos que se puedan usar los caminos del derecho que no han respetado".

Pese a los fallos judiciales que le impiden hacer discriminaciones al momento de la inscripción de estudiantes en su comuna, el alcalde de Providencia, Cristián Labbé, ha negado matrículas a dirigentes estudiantiles, además de quienes no se inscribieron en el plan Salvemos el Año Escolar.

Una de las afectadas por la cancelación de matriculas es Danae Díaz, vocera del emblemático liceo Carmela Carvajal, quien cuestionó la legalidad de las medidas edilicias. La dirigente recordó que estos casos se viven a lo largo de todo el país y apuntó que “hay colegios particulares subvencionados y tienen estudiantes que les niegan matrícula. Hay que prepararse a esta situación y apelar a esta circunstancia, usar todos los medios al luchar por algo justo, es nuestro derecho mantenernos en nuestro liceo”.

Una situación similar se vive en el Liceo José Victorino Lastarria, que aún sigue tomado. Uno de los estudiantes sancionados, Víctor Delgado, indicó que el alcalde Labbé  sigue apegado a las lógicas de la dictadura de Pinochet, y subrayó que “el alcalde cree que estamos en dictadura, amenaza a los estudiantes con la cancelación de su matrícula”.

El caso de Providencia se repite en Ñuñoa y en menor medida en Santiago, en todo Chile hay cerca de 3 mil jóvenes sin matricula por participar de las movilizaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario